Abertis cambia de socio en sus autopistas de Puerto Rico

En Puerto Rico, Abertis cambia de socio en sus autopistas. Su nuevo socio será la aseguradora estadounidense Ullico  que adquirió el 49 % de Autopistas Metropolitanas (Metropistas), operador de las autopistas PR-5 y PR-22 en Puerto Rico, a Goldman Sachs Infrastructure Partners (GSIP).

Abertis se quedará con la participación restante (51%), manteniendo el control y la operación de la concesión.

Abertis controlada por Atlantia y ACS analizó la operación lanzada por Goldman Sachs el pasado otoño, pero descartó la inversión para seguir centrada en una estrategia que prioriza la compra de nuevos activos que le ayuden a compensar la pérdida de beneficios por la conclusión de contratos de sus concesiones, fundamentalmente en España.

Lee también: México amplía hasta 2050 concesión de la autopista Mitla-Tehuantepec

En esta línea, Abertis, junto con el fondo de Singapore GIC, se halla en la carrera para adquirir el 80% de la portuguesa Brisa y está a la espera de la última autorización en México para concretar la compra del 70% de Red de Carreteras de Occidente (RCO), una de las mayores operadoras de autopistas de México, precisamente al fondo de infraestructuras de Goldman Sachs (GSIP) y lanzar una oferta pública de adquisición (opa) sobre el 100% de la concesionaria (aunque limitada a la toma de hasta el 76%).

Del 70% inicial, Abertis se quedará con el 50,01%, por el que pagará a GSIP en torno a 1.500 millones de euros, y GIC el otro 20%. La firma española otorga a RCO un valor de empresa de 5.000 millones.

Abertis adquirió a Goldman Sachs un 6% del capital de Metropistas en 2014, obteniendo así la mayoría en el capital

GSIP avanza ahora con Metropistas en la desinversión en activos de autopistas. El importe de la venta a Ullico, no ha trascendido, si bien el mercado le otorgaba una valoración, para el 100% de la concesión portorriqueña de unos 2.000 millones de dólares (1.800 millones de euros).

Autopistas Puerto Rico

Abertis se adjudicó junto con Goldman Sachs en 2011 la operación de las dos autopistas de Puerto Rico, que suman 87 kilómetros de longitud y tienen un plazo de concesión hasta 2061.

La PR-22 une San Juan con la ciudad de Hatillo y es la más transitada del país, mientras que la PR-5 cruza el área metropolitana de San Juan hasta la zona de negocios de Bayamón. Desde los años 90, Abertis es también la propietaria de Autopistas de Puerto Rico (APR), concesionaria que opera el Puente Teodoro Moscoso.

Fuente: El Economista

(Visited 53 times, 1 visits today)
Contacte al editor

Últimos Noticias

Lee más