Corredor ferroviario y marítimo T-MEC costará USD 1,600 millones

Las firmas National Standard Finance y Caxxor Group que desarrollarán el Corredor Logístico e Industrial T-MEC, que conectará a México con Estados Unidos y Canadá por vía ferroviaria y marítima,  proyecta una inversión de alrededor de USD 1,600 millones.

El proyecto contempla la construcción de un nuevo puerto en Mazatlán, en Sinaloa, llamado SI-PORT, con una inversión de USD 900 millones; la rehabilitación de 167 km de ferrocarriles mexicanos y la construcción de otros 180 km de vías, por un monto de entre USD 650 y USD 700 millones.

El proyecto comenzará con la construcción del puerto, cuya ubicación precisa se dará a conocer a finales de enero; en su primera etapa requerirá entre USD 150 y USD 200 millones; los estudios ambientales y permisos se comenzarán a tramitar en 2021, con el objetivo de operar un primer puerto de transferencia en 2024, cuya capacidad de movimiento sería de entre 1 y 2 millones de TEU’s.

El puerto se desarrollaría en cinco fases, la última de las cuales terminaría en 2035, alcanzando una capacidad máxima de 8 millones de TUS’s.

Hasta ahora, los capitales de este proyecto están respaldados por 50 inversionistas institucionales, todos de Estados Unidos, y se está considerando la posibilidad de incorporar como inversionistas a los operadores.

El puerto tendrá un calado superior a los 18 metros y más de 2 kilómetros de muelle, además de que contará con bodegas y patios para vehículos, entre otras características.

Lee también:  Tres empresas chinas se suman a licitación del Tren Maya

Todos estos detalles fueron descritos este lunes por Carlos Ortiz, director general de Caxxor Group, en una conferencia de prensa virtual organizada por el Consejo Mexicano de Comercio Exterior (Comce).

Ortiz informó también que la inversión es 100% privada, proveniente de National Standard Finance y con una estructura de riesgo desarrollada por Caxxor Group.

Ortiz dijo que se está precisando aún la ruta ferroviaria del proyecto y que ha habido interés generalizado de las empresas que operan en América del Norte, aunque por confidencialidad todavía no puede dar nombre de las compañías participantes.

“Hay muchos recursos en el mundo, pero pocos proyectos viables”, comentó Javier Lizárraga, secretario de Economía de Sinaloa, en la misma conferencia, agregando que con sólo mirar el mapa de América del Norte se observa claramente la ventaja comparativa en términos de geografía de la ruta a desarrollar.

La ruta conectará al nuevo puerto de Sinaloa con el Centro Logístico en Winnipeg, Canadá, pasando por Durango y Monterrey, y con conexiones posibles con Kansas City, Tulsa y Chicago, entre otras.

Asimismo, se establecerán los parques industriales que transfieren el desarrollo de la agricultura, la minería y la industria energética; parques industriales automotrices y, en el caso de Sinaloa, aeroespaciales, que también contendrán un aeropuerto de carga.

Ruiz expuso que la integración de nuevas cadenas de valor ha disparado la demanda por el desarrollo de una nueva era de centros logísticos, de los cuales varios se establecerán a lo largo de la ruta del TMEC. En Sinaloa, Durango, Nuevo León, Texas, Illinois y Winnipeg estarán algunos de los centros logísticos a desarrollarse en el corredor.

Fuente: El Economista

(Visited 117 times, 1 visits today)
Contacte al editor

Últimos Noticias

Lee más